jueves, 12 de julio de 2007

Trabajar para vivir o ...

La noche ha vuelto como cada día pero el calor se mantiene, aquí estoy con el cuerpo empapado en sudor, húmedo, pegajoso ... Cada día me siento frente a esta pantalla esperando ... Ojalá supiera qué. Supongo que espero no sentarme hoy frente al ordenador con un documento en blanco. Días difíciles estos, horas y horas de trabajo para ganar dinero y así poder “vivir” las horas que no trabajo. Mientras más cómodamente sean estas horas mejor, para ello es mejor más dinero y más trabajo ... ¿Tan difícil es ser feliz? Debe, después de todo nadie ha encontrado la fórmula para serlo. Todos hemos acariciado momentos felices, momentos que resultan siempre efímeros, no duran, no se mantienen, como sí lo hacen algunos problemas en nuestra vida ...

Pero trabajamos duramente cada día, pero ¿lo hacemos para ser felices? ... En mi caso la felicidad nunca me la ha dado el dinero, ni el trabajo. Me han dado buenos momentos, sí, pero no la felicidad que si me dieron otros “aspectos” de la vida ... ¿Merece la pena tantas horas de trabajo? ¿O quizás trabaje tanto para no tener tiempo de vida? La mente ocupada no divaga, no recuerda, no conjetura ... No sufre. ¿Pero es vida esto?

Difícil son las horas muertas frente a documentos en blanco.

2 comentarios:

Paperboat dijo...

Cuando estamos bien trabajar se hace una pesada carga al pensar que podríamos pasar todas esas horas disfrutando de nuestro momento. Sin embargo, cuando estamos mal hay que reconocer que todas esas horas ocupado ayudan a sobrellevar la pena, a que los días pasen más rápido y si tu trabajo te gusta te ayuda a no sentirte tan vacío.

Sé que te debo una llamada. Sorry.

Besos.

Zurab dijo...

...no da la felicidad...pero ayuda...
acaso es más feliz una persona que conduce un ferrari que un mendigo que vive debajo del puente?...tantas preguntas y tantas respuesta...y todas tienen su parte de verdad...carpe diem, lo único que puedo decir...